Pitbull Letal Coronel
Pitbull - Coronel  
  Home
  Contacto
  Imagenes
  Libro de visitantes
  => Comentarios
  Agrega tu Pagina
  Páginas ocultas
Comentarios
COMENTARIOS CRÍTICOS AL PROYECTO DE LEY QUE REGULA LA TENENCIA DE RAZAS PELIGROSAS APROBADO POR LA CÁMARA DE DIPUTADOS

¿QUE OPINA SOBRE TENENCIA DE RAZAS PELIGROSAS APROBADO POR LA CÁMARA DE DIPUTADOS EN CHILE?
Un perro, independientemente de su tamaño, no es en sí una criatura peligrosa Los perros peligrosos se generan por crianza, no por la matriz genética

(Mostrar resultados)

<-Volver

 1 

Siguiente->

1- El proyecto de ley se basa en un error conceptual que remite la causa de comportamientos específicos a un determinismo genético ya superado por el pensamiento actual. Hoy y desde hace tiempo, se considera incuestionable el rol de los factores ambientales (crianza, educación) en la conducta de los seres vivos. El plantear la existencia de “razas peligrosas” corresponde a conceptos vigentes en la década de los años 30, por lo que este proyecto es anticuado y no se inscribe en una visión moderna, actual del pensamiento científico. Con este determinismo genético y con los mismos argumentos de los diputados podríamos el día de mañana discriminar grupos humanos en base a prejuicios que adscriben rasgos negativos a determinados tipos de personas que comparten “genética”. Decir por ejemplo, que los gitanos son ladrones, los judíos avaros, los gurkas (hindúes) asesinos, que los mapuches o los pobres son flojos, etc. De hecho este es el fundamento del fascismo. Si al fascismo lo resistimos al aplicarse a seres humanos, ¿por qué lo toleramos al ser aplicado y al soportar conceptualmente la estigmatización de otros seres vivos como los perros? 2- Un perro, independientemente de su tamaño, no es en sí una criatura peligrosa Los perros peligrosos se generan por crianza, no por la matriz genética. Dependiendo de las prácticas de crianza y de socialización del animal se podrá generar una bestia malvada o un compendio de amor en animales de la misma raza. Hay personas que eligen razas como el pittbull o el rottweiller por su fuerza en un tamaño manejable, es verdad que cuesta nada transformarlo en una máquina de agredir. Pero la situación es totalmente diferente si son educados con firmeza y amor, por lo que el énfasis se debe poner en la tenencia responsable, no en el castigo a la raza o al tamaño per se. Perros dóciles, amistosos, tranquilos es la experiencia cotidiana de muchos criadores de “razas peligrosas”. En nuestro caso particular, tenemos dulces rottweilers que conviven con una fox terrier a la cual respetan porque así fueron enseñados por amos muy firmes, que impartieron normas claras, proporcionaron tempranamente experiencias con otros niños, con otros seres humanos y con otros perros e inhibieron cualquier mal comportamiento. Por ejemplo, todos nuestros perros comen a la orden del amo, a ningún rottweiler le está permitido disputar la comida a la fox terrier aunque ella siga comiendo cuando los grandes han terminado, no se les permite rugidos agresivos, etc. Lo anterior es también demostrable cuando estos mismos perros (los criados con firmeza y amor) se presentan en exposiciones donde incluso un juez (o sea un extraño) puede meterles la mano en el hocico sin sufrir ningún daño. Hay muchos manuales que enseñan como adiestrar perros y todos hacen énfasis en la subordinación del perro y ello NO depende de la raza sino de la educación que reciben, tal como sucede con los humanos En este sentido, el Proyecto de Ley al enfatizar el tema de las razas peligrosas, solo tangencialmente se refiere a la tenencia responsable que es el aspecto MÁS IMPORTANTE en los resultados y efectos para otros del comportamiento perruno. 3- Los accidentes, que nadie puede desconocer que suceden, se explican por las circunstancias y el contexto en qué ocurrieron, cómo todo accidente. La Ley no hace distinción entre un perro socializado y uno criado para agredir. Ni tampoco los encerrados en lúgubres caniles (como en el caso de Yumbel) y liberados en la noche justamente para cumplir el cometido de cuidar y agredir todo lo que se mueva, como en el caso de Yumbel. Además estos accidentes de connotación nacional no superan los 4 a 5 al año y no siempre son producidos por las “razas peligrosas”. 4- El Proyecto de Ley recientemente aprobado por los diputados no tiene fundamentos sólidos. Fue copiado de Internet tomando como modelo la legislación catalana. Presenta como pasivo, por ejemplo, y sin necesidad de cuidados especiales al San Bernardo, que está entre las 10 razas que más muertos causa en Estados Unidos, situación que se repite en Europa. 5- Si se quiere fomentar la tenencia responsable pueden surgir otros mecanismos diferentes a llenar de regulaciones y trabas el espacio, normalmente doméstico, donde se desenvuelve la vida de amos y mascotas. Plantear este tipo de leyes supone un desconocimiento del rol que un perro tiene en la vida de muchas personas y que además forma parte de patrones culturales chilenos, con raíces ancestrales. ¿En qué medida tomar seguros, impedir su reproducción, construir caniles de confinamiento, etc. garantizará mascotas amigables, cariñosas, guardianas? 6- Dictar la Ley significaría que miles de perros, los más peligrosos serían arrojados a la calle por amos que no van a poder afrontar el pago de un seguro, de la inscripción en un registro, la construcción de un canil de ubicación, estructura y dimensiones predeterminadas, el valor del examen profesional, cursos de socialización, etc. Eso es exactamente lo que sucedió en España cuando se dicto una ley casi igual a la que se pretende aprobar en el Senado. Las personas de menores recursos, o incumplen la Ley, o arrojarán a su desdichado animal a algún lugar donde presume puede sobrevivir. La Ley propuesta se adapta a Las Condes, Ñuñoa, Vitacura, sectores de Lo Barnechea, el entorno que los señores diputados mas conocen. ¿Alguien puede imaginarse en sectores rurales perros arreando ganado con bozal y correa? ¿O la misma situación para un huaso trasladándose a caballo por el campo? Sin duda, y así lo hemos recogido como opinión, hay gente con recursos, propietarios de ejemplares de las llamadas "razas peligrosas" que se están preparando para inscribir a los perros a nombre de sus cuidadores o empleados. Con eso evita completamente el riesgo de caer en delitos por acciones de los perros. 7- En este Proyecto se dejó de pensar en muchos puntos relevantes. ¿Qué del perro como disuasor de la delincuencia? ¿Qué de quienes se sienten seguros en contextos urbanos y rurales junto a sus grandes (en todos los sentidos de la palabra) compañeros? Es una barrera adicional que en nuestro país cae frente a los delincuentes. La gente pobre especialmente, que no dispone de recursos para instalar alarmas, no usa armas (y tampoco tendría donde aprender a usarlas) no tiene guardias de seguridad no vive en condominios cerrados, solo dispone de ese fiel amigo para avisar cuando se introducen intrusos. Ahí está el ejemplo de mi noble perro, el viejo Argos, rottweiller, que una noche del mes de julio recibió golpes con objetos contundentes y cortes con punzones; le fue casi cercenada una oreja, cortes en la cabeza y cerca de un testículo en un intento de asalto a mi parcela. Ya ha sido operado tres veces para curar sus heridas. Argos nunca tuvo ninguna preparación en defensa. Pero su amor lo hizo bravo, agresivo y capaz de defender nuestra familia casi hasta su misma muerte. Esos casos son miles, muchos mas que las mordeduras ocurridas en un contexto que nadie se tomó el trabajo de analizar y magnificados por una prensa sensacionalista que no mide consecuencia. Y ahí tenemos leyes mediáticas, que producen mucho más daños que los que se pretende evitar. 8- Este Proyecto significa un gran negocio. ¿Se darán cuenta el trasvasije de plata que habría a las compañías de seguros, especialmente desde el bolsillo de los pobres? Solo en Santiago, hay alrededor de 1.000.000 de perros con dueño. Noten que asumiendo $10.000 y seguro a 100.000 perros, son 10 mil millones anuales. Y con una vida de 10 años las compañías tendrían unos cien mil millones en un universo de diez años ¿Cual sería el valor del seguro a un perro? ¿Cuales serían las consideraciones que tendrían presentes las compañías para fijar el monto? En síntesis, un perro, independientemente de su tamaño, no es en sí una criatura peligrosa El citado Proyecto de ley recientemente aprobado por la Cámara de Diputados es a todas luces no pertinente, paradojalmente, muy peligroso, atentatorio especialmente contra los sectores más pobres que no podrán dar cabal cumplimiento a la Ley y con un enfoque muy anticuado. Gabriela Osses, Psicologa de la Universidad de Chile

Pitbull, ángel o demonio  
  Es un tema complicado definir a los perros Pitbull, también conocidos como American Pitbull Terrier o con las siglas APBT. Para quienes los crían son nobles y cariñosos como cualquier perro, pero para la mayoría de la gente los Pitbull son animales que inspiran temor o respeto y, según los sociólogos, en algunos sectores de la población tener un ejemplar de Pitbull les da status de poder y fuerza, incluso algunos se pasean con ellos como si cargaran un arma para enfrentar su propia inseguridad ante los demás.


 
Publicidad  
   
El Pit Bull  
  Es un término genérico usado para agrupar a diferentes razas o cruces como: Bull Terrier, American Staffordshire Terrier, American Pit Bull Terrier, Staffordshire Bull Terrier, entre otras razas.

El término es usado principalmente por gente que no sabe identificar las diferentes razas o cuando se habla de cruces entre ellas.

Estos perros suelen ser muy fieles a sus amos, confiados y cariñosos, pero en algunos casos, por maltratos recibidos por sus dueños o por haber sido entrenados para pelea, han llegado a causar incidentes en los que estas razas han atacado al hombre, causando importantes heridas y hasta incluso la muerte.
 
El Pitbull según los expertos  
  Como sea, según los expertos el Pitbull es un perro que depende su actitud de cómo sea entrenado, de quién lo críe y para qué. El Pitbull es dócil por naturaleza y muy sociable con el hombre, pero debe ser entrenado por un experto con mucha paciencia y cuidado, no obstante, su genética desciende de muchas generaciones que fueron utilizadas para la lucha.

EL origen del Pitbull se remonta aproximadamente a los siglos XVIII y XIX en Inglaterra. Se criaban para un “deporte” llamado bull baiting o peleas con toros. Los cazadores los utilizaban para capturar presas. Los carniceros y los granjeros para controlar ganado. Por entonces se los llamaba bulldogs y eran descendientes de razas antiguas de perros que se destacaban en bull baiting. En 1835 comenzaron las peleas de un perro contra otro, luego de que el bull baiting fuera abolido.

Hoy en día se discute que el Pitbull haya sido una nueva raza creada especialmente para las peleas con toros y que el nombre American Pit Bull Terrier es un error, debido a que el perro no es de origen americano y no es un terrier. Algunos investigadores aseguran que el Pitbull es una cruza de perros bull baiting y terriers y que la raza como tal conocida con sus características sólo aparece reconocida a mediados del siglo XIX.
 
La relación del Pit Bull con su amo  
  La raza Pit Bull Terrier no es recomendable para todo tipo de personas, sobre todo niños, siendo deseable que su dueño posea experiencia en la tenencia de perros de defensa. El amo de un Pit Bull debe demostrar autoridad y determinación, y por último una predisposición para educarlos y socializarlos, ya que la raza Pitbull está marcada por una tendencia al enfrentamiento (quizás por su orígen), especialmente entre machos, siendo un límite que se debe cuidar y respetar, independientemente que sea muy estable o amistoso. A pesar de que la socialización y educación sean aspectos básicos en esta raza, según algunos expertos en comportamiento del Pitbull, más del 80% de los propietarios no tiene el control completo sobre su perro.
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=